El número de jóvenes que ingresan en los hospitales con trastornos de alimentación (anorexia, bulimia, trastorno por atracón, vigorexia, etc.) ha crecido constantemente en los últimos años. Estos trastornos no afectan solamente al enfermo, sino también a su familia y a su entorno más próximo.

Imagen cortesía de Freedigitalphotos.net
Imagen cortesía de Freedigitalphotos.net

Diversos estudios han llegado a la conclusión de que existen una serie de factores que predisponen hacia este tipo de trastornos:

  •  Edad (especialmente la pubertad)
  •  Predisposición genética
  •  Estructura familiar
  •  Rasgos de personalidad
  •  Problemas emocionales (depresión, ansiedad, impulsividad)[spacer size=”20″]

Es difícil calcular cuantas personas mueren a causa de la anorexia y la bulimia. Los certificados de defunción no suelen reflejar estos trastornos como la causa de la muerte, aunque se haya producido como consecuencia de ellos. Hacen referencia simplemente a fallos cardíacos o insuficiencia renal.

En muchas ocasiones, los padres no toman consciencia de la gravedad de la enfermedad de sus hijos hasta que es demasiado tarde.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.